El G-7 acuerda limitar el precio del petróleo ruso

Posted on

Se trata de no ayudar al presidente ruso, Vladímir Putin, a financiar su invasión de Ucrania, por su puesto, pero el ministro alemán de Finanzas ha reconocido este viernes que la decisión del G-7 de imponer un precio máximo al petróleo ruso tiene también como objetivo frenar la inflación, «realmente de manera muy significativa». «Estamos apuntando a una amplia coalición para maximizar la efectividad», ha explicado el liberal Christian Lindner en el comunicado publicado por los siete países más industrializados, donde llaman a todos los países importadores de petróleo ruso a sumarse a esta medida.

En esencia, el objetivo es obligar a Rusia a vender petróleo a grandes compradores como la India a un precio significativamente más bajo en el futuro. Con esto esperan aliviar los mercados petroleros mundiales y amortiguar los efectos de la guerra de Ucrania en los precios de la energía. Al mismo tiempo, Rusia ya no podría beneficiarse del aumento de los precios del petróleo y, por lo tanto, llenar tan fácilmente su cofre de guerra. Para ello, el G-7 renuncia a uno de los principios liberales que siempre ha defendido: el libre comercio en el que los precios se rigen por la oferta y la demanda.

El G-7 no ha dado a conocer ese precio tope que, en cualquier caso, pero los ministros de Finanzas se han comprometido inicialmente a fijar un precio superior exacto que dependerá de cuestiones técnicas y que, en cualquier lugar, «estará específicamente diseñado para reducir los ingresos rusos y la capacidad de Rusia para financiar su guerra de agresión a la vez que limite el impacto de la guerra en los precios globales de la energía, particularmente para los países de bajos y medianos ingresos», según el documento. La cobertura debe comunicarse de manera transparente y su efecto debería monitorearse muy de cerca.

El texto expresa también la satisfacción de los siete ministros de Finanzas (Estados Unidos, Canadá, Francia, Italia, reino Unido, Japón y Alemania) por la decisión de la Unión europea de explorar con socios internacionales formas de frenar el aumento de los precios de la energía y contemplar incluso la posibilidad de establecer temporalmente precios tope de importación. El documento del G-7 admite que la UE necesita el consenso de los 27 miembros y dice que el objetivo es coordinar las medidas del G-7 con el sexto paquete europeo de sanciones.

Golpe a la economía rusa

Los últimos datos e informes disponibles sugieren que Rusia gana alrededor de 1.000 millones de euros al día con sus exportaciones de combustibles fósiles a escala global, según el analista de inversión del Bruegel Institut Ben McWilliams. «Rusia actualmente está obteniendo grandes ganancias de la exportación de materias primas como el petróleo y queremos tomar medidas decisivas contra esto», denuncia el ministro alemán Lindner.

Para que funcione, el transporte marítimo de petróleo crudo y productos derivados del petróleo de origen ruso solo debería ser posible en todo el mundo si el petróleo ha sido comprado por debajo del precio determinado. Occidente deberá vincular servicios importantes y mayoritariamente en sus manos, como el seguro para el transporte de petróleo, al cumplimiento de la regulación. Se trata, por tanto, de una iniciativa que ha de ser coordinada de forma global.

El canciller alemán, Olaf Scholz, ha enfatizado recientemente que una medida de este tipo solo funcionará si se organiza globalmente. También la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, declaró el jueves que se necesita «una gran cantidad de países internacionales si queremos lograr este objetivo». Cuando se le preguntó si China participa de la iniciativa, se limitó a responder que «no todos están a bordo». Con China o sin ella, el G-7 se compromete a implementar rápidamente ese tope de precios en sus propios países. Y el primero de los acuerdos debería articularse en la UE, donde ya se ha decidido un embargo petrolero contra Rusia. El objetivo es implementarlo dentro del marco de tiempo del sexto paquete de sanciones, según la hoja de ruta de Von der Leyen.

La secretaria del Tesoro estadounidense, Janet Yellen, ha celebrado la decisión del G-7 , que quitará a Putin «ingresos para financiar su brutal e ilegal guerra». «Reducirá significativamente la principal fuente de financiación de Rusia mientras mantiene el suministro a los mercados energéticos mundiales, al mantener el flujo de petróleo a precios más bajos», ha apuntado, además de esperar que «en las próximas semanas» se implemente ese límite de precios que es «una de las herramientas más poderosas que tenemos para luchar contra la inflación y proteger a los trabajadores y a las empresas en todo el mundo de futuros picos de precios causados por interrupciones globales del suministro».

Jasaseosmm.com Smm Panel is the best and cheapest smm reseller panel Buy Instagram Verification for instant Instagram likes and followers, Buy Verification Badge, Youtube views and subscribers, TikTok followers, telegram services, and many other smm services. telegram, and many other smm services